Coneval: engrane clave para transformar el actuar gubernamental

Coneval: engrane clave para transformar el actuar gubernamental

Ningún marinero adquiere experiencia en tierra. Lazarse a la inmensidad de posibilidades es la vía para crecer en cualquier materia. Lo mismo ocurrió con la implantación de la evaluación de políticas públicas en México.

Paralelo al crecimiento de las desiguales, económicas y sociales, aumentó la necesidad de un gobierno transparente que rindiera cuentas de manera clara y sistematizada. Sin embargo, las posibilidades de responder eran altamente complejas y diversas ante millones de cuestionamientos sobre las decisiones de cada dependencia y cada servidor público.

En 1970 se daban los primeros pasos en iniciativas para evaluar programas de desarrollo social (Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social, Coneval, 2015).

Posteriormente, otro hecho antesala de la evaluación en México, fue la instauración de la Coordinación Nacional del Programa de Educación, Salud y Alimentación (Progresa) en 1997, instancia encargada de evaluarlo, cuyo proceso ya incluía elementos metodológicos y de investigación. Este primer acercamiento arrojó importantes hallazgos que llevaron a recalibrar las estrategias del programa.

Aun con estos primeros avances en comparación con otras latitudes y contextos, existía una densidad significativa de estudios y experiencias en la evaluación de políticas públicas de las que México no disponía, haciéndolo carecer de un marco metodológico y normativo.

En nuestro país, la cultura de monitoreo y evaluación de políticas públicas aún era lejana. Grilletes como la desconfianza en las instituciones y la falta de autonomía de los entes evaluadores dejaba frágil la institucionalización de la práctica evaluativa.

Pero, ¿por qué resultaba importante la institucionalización de la evaluación de políticas públicas en la nación? Simplemente se requería la definición de las reglas del juego, establecer los roles de los actores y crear un organismo autónomo con la capacidad de analizar el actuar gubernamental sin responder a intereses partidarios o de los gobiernos.

Así nació el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) con autonomía técnica y de gestión en el año 2004, bajo la Ley General de Desarrollo Social (LGDS). Al organismo se le atribuyó la capacidad de medir la pobreza y evaluar la política de desarrollo social. Junto con él, se instauró el Sistema de Monitoreo y Evaluación.

Posterior a la creación del Coneval, se instituyó en 2006 un modelo de cultura organizacional, directiva y de desempeño institucional, dejando atrás un gobierno centrado en cuánto se gasta, para dar paso a uno orientado hacia resultados.

Si bien, ya existían antecedentes de evaluación en México, fue con la llegada de Coneval que se amplió y fortaleció el propósito de mejorar las políticas públicas. El organismo ha diseñado, impulsado y sistematizado instrumentos que, en su conjunto, fueron el parteaguas para mejorar la evaluación.

Bajo su lema “lo que se mide puede mejorar” ha brindado:

insumos que lleguen a los tomadores de decisiones y formen parte del ciclo de la política pública, además de apoyar la rendición de cuentas al generar información útil para la ciudadanía y el sector académico, con la finalidad de que estos cuenten con instrumentos útiles para vigilar el quehacer Gubernamental” (Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social, Coneval, 2015).

Tal como menciona David Arellano (2014), la evaluación ofrece aprendizajes y retroalimentación, que permiten una apreciación iterativa, y ajustar la vigencia y pertinencia de las acciones gubernamentales a las cambiantes necesidades de la sociedad.

Ante la alta cantidad de estudios, Coneval condujo a la expansión de la evaluación en tres direcciones. Por un lado, el organismo sistematizó la evaluación mediante términos de referencia, por otra parte, mejoró las políticas y los programas públicos a través de recomendaciones y finalmente fortaleció la rendición de cuentas al establecer la ejecución de las evaluaciones por profesionales externos.

La evaluación de políticas públicas es un campo complejo, con innumerables prácticas muy heterogéneas y con enfoques y finalidades diferentes (AEVAL, 2010). Sin embargo, el Coneval ha sido el detonante de la evaluación en México al institucionalizar, monitorear, dar seguimiento y mejorar el desarrollo de las políticas públicas.

Aún existen retos institucionales, no obstante, la instauración de Coneval ha traído importantes cambios a la cultura de la evaluación en la Administración Pública Federal; ha permitido que la evaluación crezca de manera científica y operativa ante el mar de posibilidades.

Fuente: Elaboración propia.

Referencias

AEVAL. (2010). Fundamentos de evaluación de políticas públicas. Madrid: Ministerio de Política Territorial y Administración Pública.

Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social, C. (2015). Informes y publicaciones Coneval. Obtenido de https://www.coneval.org.mx/InformesPublicaciones/Paginas/Mosaicos/Politica-de-evaluacion-en-Mexico-10-a%C3%B1os-de-CONEVAL.aspx

Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social, Coneval. (2015). La política de Evaluación en México: 10 años del Coneval. Obtenido de https://www.coneval.org.mx/quienessomos/Conocenos/Paginas/Creacion-del-Coneval.aspx

David Arellano Gault. (2014). Introducción: la enseñanza de la evaluación de políticas públicas. (CIDE-CLEAR-INPAE, Ed.) a evaluación de políticas públicas en América Latina: métodos y propuestas, 10.

1+

Comentarios

María del Coral Reyes

Sobre la autora

Maestra en Ciencias Políticas, consultora e investigadora en políticas públicas. Sus principales líneas de investigación son educación, pobreza y procesos electorales; es trotamundos de corazón y por ende, aprendiz devota de otras culturas. 

Relacionadas

Estudia una licenciatura, maestría o doctorado
100% en línea


Solicita una beca

Inscripciones abiertas

¡Chatea!
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, si quieres saber más sobre nuestras becas o planes de estudio estamos para atenderte.