Las famosas pensiones en México: requisitos, normatividad y problemática

20.10.2020

Autor
César Columna Franco

Especialista en Economía y colaborador externo del blog de IEXE Universidad.

En la entrega anterior se habló acerca de los dos principales regímenes del sistema de pensiones en México: beneficio definido y contribución definida[1]. En ésta, se abordan la normatividad, los requisitos de ambos regímenes y la problemática general del sistema de pensiones.

La normatividad

En el caso del régimen de beneficio definido, los trabajadores se rigen por la Ley del IMSS de 1973, mientras que los segundos, contribución definida o de cuentas individuales, lo hacen por la normativa de la reforma a la Ley del IMSS realizada en 1997. En el primer escenario, para ser acreedor a una pensión era necesario tener 60 años cumplidos y un mínimo de 500 semanas cotizadas ante el instituto de seguridad social, lo cual, permitía acceder a una pensión vitalicia que se incrementa cada año más prestaciones adicionales; donde el cálculo de la pensión era de acuerdo con el promedio de los últimos cinco años al momento del retiro y que se va actualizando año con año.

Por su parte, con la reforma a la ley de 1997, se deben tener 60 años o más, al mismo tiempo de haber cotizado 1,250 semanas reconocidas ante el instituto y haber elegido una administradora que maneje los ahorros y, con base en ello, se proporciona la pensión. Para este segundo caso, la normatividad vigente son los artículos 154 y 162 de la Ley del Seguro Social[2].

Los requisitos y condiciones

Pero ¿qué sucede si no logro cotizar las 1,250 semanas (24.2 años) que me requiere el instituto de seguridad social? ¿Qué sucede con mis ahorros? ¿Los pierdo? La respuesta a esta última pregunta es NO. Para el caso de los trabajadores que no hayan logrado alcanzar el número de semanas requeridas, y de acuerdo con la Ley del Seguro Social, puede suceder lo siguiente:

  1. El artículo 154 menciona que, si no cumpliste con el requisito de las semanas y a la fecha tienes 60 años o más, podrás retirar el saldo ahorrado acumulado de tu cuenta individual o seguir cotizando hasta alcanzar el requerimiento para obtener su pensión por Cesantía. Además, si lograste cotizar al menos 750 semanas, te haces acreedor a los servicios de seguro por enfermedad y maternidad, es decir, se tienen algunos beneficios de seguridad social.
  2. El artículo 162 nos dice que, si tienes 65 años y no lograste cumplir tus semanas de cotización para tu pensión por vejez, el trabajador puede retirar su saldo ahorrado o seguir cotizando hasta cumplir con el requisito.

Los anterior nos indica que, el trabajador requiere solicitar la devolución de sus ahorros cuando no se alcanzan a cubrir las semanas de cotización. Adicionalmente en estos, el gobierno proporcionará una pensión garantizada para los trabajadores que se encuentren en esta situación, acorde con los artículos 170 y 171 de dicha ley.

La problemática

Hasta aquí hemos repasado en términos generales la normatividad y los requisitos para la pensión de cesantía y vejez, principalmente. Ahora bien, ¿qué sucede con los problemas del sistema de pensiones o qué problemática se vislumbra? Para contestar aquella interrogante, vale la pena preguntarse ¿qué pasaría si de cada 100 pesos de su ingreso les quitan 40 con miras a ir incrementándose? Bueno, eso es algo de lo que sucede con el sistema de pensiones.

Con lo anterior en mente y tomando como referencia el Gasto programable del IMSS y el monto destinado a cubrir las pensiones del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF), se tiene la siguiente gráfica:

Gráfica. Porcentaje de gasto en pensiones con respecto al gasto programable del IMSS

Fuente: Elaboración propia con base en el PEF 2000-2020 y el software Rstudio.

Se puede observar la evolución del monto destinado a pensiones por parte del instituto, el cual, pasó de ser un 23.9 por ciento en el año 2000 a tener un peso de 32.9 por ciento para el año 2010, cerrando con un 41.7 por ciento para el año 2020 En otras palabras, por cada 100 pesos que se le presupuestaba al IMSS en dichos años, se necesitaban casi 24, 33 y 42 pesos para pagar pensiones, respectivamente. En palabras de Levy (2010)“…al paso de los años, el IMSS ha usado una parte creciente de las contribuciones a la seguridad social pagadas por los trabajadores afiliados para dar servicio a ese pasivo, reduciendo así la parte que canalizan a prestar servicios de salud, guardería y otros a sus beneficiarios”.

Por su parte, Francisco Aguirre (2018) mencionó que “se tendrá que dejar de invertir en salud, seguridad e infraestructura por estar pagando pensiones”. Es decir, el alto porcentaje de pago de pensiones es una carga real para el gasto público del país, lo que ocasiona que dicho gasto se dirija a este y no a otros rubros de mayor beneficio para la población.

En la siguiente entrega se realizará un ejercicio práctico para el cálculo de una pensión de acuerdo con datos de la ENIGH y la metodología de la CONSAR.

Notas

[1] Puedes consultar el artículo previo a este, titulado “Las famosas pensiones en México: un vistazo general”, disponible en https://www.iexe.edu.mx/pagblog/las-famosas-pensiones-en-mexico-un-vistazo-general.html

[2] Para más información, en este enlace puede consultar la Ley del Seguro Social: http://www.imss.gob.mx/sites/all/statics/pdf/leyes/LSS.pdf

Referencias

Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión. (Septiembre de 2020). Ley del Seguro Social. Obtenido de Ley del Seguro Social: http://www.imss.gob.mx/sites/all/statics/pdf/leyes/LSS.pdf

Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión. (Septiembre de 2020). Ley del Seguro Social 1973. Obtenido de Ley del Seguro Social 1973: http://www.imss.gob.mx/sites/all/statics/pdf/leyes/4129.pdf

Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión. (Marzo de 2020). Presupuesto de Egresos de la Federación. Obtenido de Presupuesto de Egresos de la Federación: https://www.pef.hacienda.gob.mx/es/PEF2019/analiticos_presupuestarios

El Economista. (26 de junio de 2018). “Pensiones, el problema financiero más grave de México”.

Levy, S. (2010). Buenas intenciones, malos resultados. Política social, informalidad y crecimiento económico en México. Distrito Federal, México: Oceano.

Comentarios

Relacionadas

Estudia una licenciatura, maestría o doctorado
100% en línea


Solicita una beca

Inscripciones abiertas

¡Chatea!
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, si quieres saber más sobre nuestras becas o planes de estudio estamos para atenderte.