De Friedman a Milei: vales educativos y la lucha por la libertad escolar

Imagen de autor

Por Expost

Redactor en EXPOST

icono de calendario25/08/2023 6 min de lectura

Cuando Milton Friedman popularizó el concepto de vales educativos en la década de 1950, la idea fue considerada revolucionaria y dio lugar a un amplio debate. En su ensayo «The Role of Government in Education» (1955), fiel a su tradición libertaria, Friedman discutió la relación entre el gobierno y la educación, para posteriormente proponer formas en las que el primero interviniera poco en la segunda, sin comprometer la libertad individual y la eficiencia del mercado.

Para Friedman, el gobierno sí debe garantizar que todos los ciudadanos tengan acceso a la educación, pero considera que este papel no necesariamente implica la administración directa de las escuelas. En su lugar, él sugirió que el gobierno proporcionara vales educativos a los padres, quienes podrían usarlos para «comprar» educación en la escuela de su elección, ya sea pública o privada. Lo que en teoría promovería la competencia entre escuelas y de esta forma mejoraría la calidad de la educación.

En las décadas posteriores, la idea del economista estadounidense fue puesta en marcha en distintos países del mundo con distintos resultados (como veremos después), pero recientemente el tema se ha vuelto a poner en la palestra latinoamericana por la inminente victoria de Javier Milei en las elecciones presidenciales 2023 de Argentina (Centenera, 2023).

Milei, un economista y político recalcitrantemente libertario, ha puesto sobre la mesa propuestas políticas muy polémicas, mismas que en otra ocasión conoceremos, pero la que hoy nos toca analizar es la relacionada con los vales escolares. En palabras de Milei: “el sistema de la obligación no funciona. Si querés estudiar, vas a tener un voucher y vas a poder estudiar. El tema de la obligatoriedad es querer controlar a los seres humanos e imponer tu patrón moral. El que quiera estudiar, estudia, pero obligar no me gusta. Las instituciones tienen que competir y ser buenas. Vas a tener educación pública y educación privada. La diferencia es que no vas a ser rehén del adoctrinamiento del Estado” (Fernández, 2023).

Desde siempre, los discursos libertarios han sido poderosos y seductores porque defienden la libertad individual. Los libertarios sostienen que las personas deben ser libres para hacer y tomar sus propias decisiones, con poca o nula participación del estado, siempre que no infrinjan los derechos de los demás. La idea resulta atractiva, basada en ella es como nace la propuesta de los vales educativos pero, ¿qué ventajas y desventajas presentan?, ¿qué dicen sus detractores?, ¿qué resultados han dado en el mundo?

Ventajas y desventajas

Dentro de las ventajas de los vales podemos encontrar la libertad de elección de los estudiantes y padres de familia; misma que a su vez provocaría, en teoría, competencia entre escuelas, las cuales se verían obligadas a mejorar sus instalaciones, contratar mejores maestros y crear más ventajas competitivas.

Por su parte, las desventajas son un poco más complejas. La idea subyacente de los vales da por hecho que padres y estudiantes elegirán escuela de manera racional, cosa que como Daniel Kahneman (2011) ya demostró, casi nunca sucede. Por ejemplo, pueden existir estudiantes que prefieran elegir una institución donde les regalen las buenas calificaciones con tal de que se inscriban, antes que buscar una con mejor calidad académica, lo que acabaría con la idea de mejorar el nivel de las escuelas. De la misma manera, la propuesta omite que en el mercado hay también incentivos perversos; imaginemos que una escuela ofrece a los padres de familia regresar parte del valor del vale en dinero corriente con tal de que inscriban a sus hijos.

Otra desventaja sería la acentuación de desigualdades en las sociedades. Por ejemplo, pensemos que el valor de una escuela pública es de $1,000, mientras que el de una privada es de $1,200; y el valor del vale otorgado es de $1,100. Habrá padres que tendrán la posibilidad de pagar esos $100 extra para pasar a sus hijos de una escuela pública a una privada, mientras que aquellos en situaciones realmente precarias, no tendrán de otra más que mantener a sus hijos en la escuela pública. Este fenómeno provocaría 3 cosas, primero echaría por tierra la idea de la libertad de elección porque, mientras que para algunos el abanico de posibilidades será amplio, para otros será limitado y reducido a las opciones que ya de por sí tenían. Segundo, porque esto podría meter en apuros a las escuelas públicas al no poder competir de forma justa en el mercado; y, por último, esto provocaría más diferencias de clase, pues en las escuelas públicas se concentrarían los estudiantes más vulnerables.

¿Qué resultados han dado en otros países?

Las experiencias de los países que han probado los vales educativos son variadas y no concluyentes. En Chile este sistema se ha ocupado desde hace más de 40 años (González, 2023); y, si bien, el país ha logrado los puntajes más altos de la región en la prueba PISA, por arriba de países como Uruguay, México, Brasil, Argentina y Colombia, lo cierto es que apenas ocupa el lugar 43 de 79 países, situándose en un nivel más bajo que el promedio de la OECD. Es verdad que se ha observado un aumento desde la primera participación del país en 2001. Sin embargo, desde el año 2009 los resultados se han mantenido estables y no se han observado mayores mejoras (Llorente, 2019).

Por su parte, aunque no hay un sistema nacional de vales educativos en los Estados Unidos, varios estados han implementado programas de vales en diferentes formas. Algunos de estos han mostrado resultados positivos en términos de rendimiento académico y satisfacción de los padres, mientras que otros han sido más controvertidos. Por ejemplo, en ciertas áreas se ha argumentado que los vales desvían fondos vitales para las escuelas públicas. Además, ha habido preocupaciones sobre la falta de rendición de cuentas y transparencia en algunas escuelas privadas (Russell, 2010).

Existen más experiencias internacionales como la sueca, la colombiana o la hindú, pero en ninguno de los casos se ha llegado a una conclusión satisfactoria.

¿Qué dicen los detractores de los vales?

En el caso argentino, la propuesta ha recibido críticas feroces, la principal está relacionada con la poca factibilidad porque, para ello, se debería renacionalizar la educación que está en manos de las provincias; así como modificar la constitución para que el sistema vuelva a depender financieramente del estado (Fernández, 2023).

Por su parte, la experta en políticas educativas Diane Ravitch (2016) ha sido muy crítica con este tipo de políticas públicas. Sus argumentos se centran principalmente en la falta de transparencia en la aplicación de fondos del estado, así como en la evidente falacia de la libertad de elección, porque en muchos casos, es realmente la escuela la que elige a los estudiantes y no al revés. Además, en áreas rurales o donde hay pocas escuelas privadas, la «elección» es ilusoria.

La idea central de las políticas libertarias es bien intencionada, sin embargo, hay que tomar en cuenta las dudas justificadas que estas generan. Primero, el libertarismo debe considerar que, para que las elecciones sean realmente libres, todos deberíamos partir del mismo punto, es decir, contar con igualdad material, así como circunstancias y capacidades muy similares, además de tener justicia distributiva (Cohen, 1995). Mientras las políticas públicas de carácter libertario no contemplen estos puntos, estarán más cercanas a la utopía que a la realidad.

Referencias

Centenera, M. (2023, 14 de agosto). El ultra Javier Milei capitaliza el voto protesta y gana las elecciones primarias en Argentina. https://elpais.com/argentina/2023-08-14/javier-milei-capitaliza-el-voto-protesta-y-es-el-mas-votado-en-las-paso-en-argentina.html

Cohen, G. (1995). Self-Ownership, Freedom, and Equality. Cambridge University Press.

Fernández, M. (2023, 25 de abril). Vouchers educativos: ¿cómo funciona el sistema que propone Javier Milei y sería posible aplicarlo en la Argentina? https://www.infobae.com/educacion/2023/04/26/vouchers-educativos-como-funciona-el-sistema-que-propone-javier-milei-y-seria-posible-aplicarlo-en-la-argentina/

Friedman, M. (2010, 2 de mayo). The Role of Government in Education. https://la.utexas.edu/users/hcleaver/330T/350kPEEFriedmanRoleOfGovttable.pdf

González, E. (2023, 10 de mayo). Voucher educativo en Chile provoca segregación academica y desigualdad. https://www.rcrperu.com/voucher-educativo-en-chile-provoca-segregacion-academica-y-desigualdad/

Kahneman, D. (2011). Pensar rápido, pensar despacio. Debate.

Llorente, C. (2019, 1 de febrero). PISA 2018: trayectorias de mejora en Chile y el mundo. https://liderazgoescolar.uc.cl/index.php?Itemid=291&catid=13&id=1049:pisa-2018-trayectorias-de-mejora-en-chile-y-el-mundo&option=com_content&view=article

Ravitch, D. (2016). The Death and Life of the Great American School System: How Testing and Choice Are Undermining Education. Basic Books.

Russell, L. (2010, 21 de abril). ¿Cuál es el caso a favor y en contra de los vales? https://espanol.libretexts.org/Ciencias_Sociales/Educacion_y_Desarrollo_Profesional/Fundamentos_de_la_Educacion_y_Evaluacion_Instruccional_(Kidd_et_al.)/04:_Reforma_Educativa/4.03:_¿Cuál_es_el_caso_a_favor_y_en_contra_de_los_vales?

Imagen de autor

Expost

Redactor en EXPOST
Redes sociales

Educación a distancia con programas 100% en línea, validez oficial SEP y reconocimiento acreditado en diversos en países.

  1. Francisco Javier Ramirez De la O dice:

    Creo que que la idea de los Vales educativos no es mala pero esta mal aplicada ya que al poner a competir a escuelas públicas contra privadas no es más que una forma de privatizar la educación De un país. ya que no puedes poner a competir a escuelas públicas con escuelas privadas, en virtud de que para las escuelas públicas la finalidad es educar a la población y para las escuelas privadas la educacion es un negocio mediante la matriculacion del mayor número de alumnos, dando el mejor servicio que puedan para obtener más ingresos, tema para el cual las instituciones de educación públicas no están preparadas, por lo cual si se dieron estos vales con un monto mayor (ejemplo $3000 mensuales) para las escuelas públicas donde se incluyera colegiatura y los apoyos para útiles, uniformes y demas necesidades para los estudiantes y que los vales escolares para las escuelas públicas fueran un apoyo solo para cubrir la colegiatura o parte de esta (ejemplo$1000 mensuales) de esta forma creo se podría mejorar las instituciones de educación pública, al inyectables más recursos para su fortalecimiento y mejora de sus servicios, así como apoyar a las instituciones privadas con un apoyo a la población que desea tener a sus hijos en estas instituciones.

    1. Foto del avatar Expost dice:

      Muchas gracias por tus comentarios Francisco

  2. Carlos I. Román Castillo dice:

    En algunas partes y momentos la educación particular es mejor que la Fiscal, hay un mejor cuidado y rendimiento, claro a un costo más elevado; pero, esto ocasiona división o grados de aceptación ante otros organismos o estudios más avanzados; pero, esto radica en el uso de los recursos públicos que se invierten en la educación, ya que el sistema educativo es el mismo, solo que varía el tipo de pedagogía aplicada; en el área particular, es obtención de prestigio, en el área fiscal, es generar ingresos para los docentes aunque no estén preparados para enseñar; crear vales educativos, es generar el cambio para el futuro…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Todos los derechos reservados IEXE 2022 Aviso de Privacidad Contacto

IEXE Universidad